mayo 13, 2021
diario-de-trader-v:-estrategias-con-perfil-de-volumen-(i)

Diario de Trader V: Estrategias con Perfil de Volumen (I)

Comparte en redes sociales.

Diario de Trader V: Estrategias con Perfil de Volumen (I)

Ethereum / Tether OKEX:ETHUSDT

FeInv

¡¡ Feliz semana amigos y amigas de Formación en Inversión, bienvenidos una vez más a otra entrega de Diario de Trader !!
Esta es la quinta entrega de esta serie tutorial. Aquí comentamos análisis exhaustivos, toma de decisiones en operaciones realizadas en la academia, todo con el mero propósito de proveer información a la comunidad sobre métodos y estrategias, objetivos y resultados de la manera en la que cualquier trader profesional apuntaría cada semana en su cuaderno de “journaling” o backtesting las operaciones realizadas. Pedimos disculpas por el retraso en las publicaciones a nuestros más fieles seguidores, ya que por motivos personales y sumado a errores importantes de la plataforma TradingView a la hora de publicar nuestras ideas hemos hecho una pequeña parada en el camino antes de continuar proveyendoos del mejor contenido posible.

Para todos aquellos familiarizados con los planes Pro, Pro y Premium de esta plataforma, así como aquellos que habéis usado otras que proporcionan herramientas avanzadas de análisis volumétrico de activos invertibles como VolFix, Atas y otras, y alguna vez os habíais preguntado qué representan, cómo se analizan o conocer las ventajas que ofrecen tanto para operativa intradiaria como a swing, en esta publicación vamos a asentar las bases sobre este método institucional de operativa. ¡¡ Comencemos !!
– PERFIL DE VOLUMEN ¿QUÉ REPRESENTA?

De la misma forma que una campana de Gauss representa gráficamente la distribución normal de un grupo de datos repartidos en valores bajos, medios y altos creando un gráfico de forma acampanada, el perfil de volumen utiliza las mismas propiedades para mostrarnos en una sesión o grupo de sesiones los niveles más relevantes según la distribución de los ticks del precio.
Así es. A diferencia de lo que muchos operadores amateurs con formaciones pobres creen, el perfil de volumen no mide el volumen transado real por punto, sino las veces que la cotización del activo ha alcanzado un nivel de precio determinado desde un nivel superior o inferior.
Es decir, hablamos de volumen por ticks horizontal. El volumen por ticks vertical, que es aquel que proporcionan en sus plataformas muchos brókers minoristas, aporta mucha menos información y puede conllevar a errores si pretendemos analizar dicha representación del volumen de la misma forma que analizamos el volumen transado real que aportan los mercados centralizados de futuros y opciones en base a la disciplina VSA (volume-spread analysis) como los del CME de Chicago, donde residen las bolsas de futuros y opciones más líquidas del mundo.
De cualquier manera, en cuanto al volumen horizontal de ticks, el llamado comúnmente Perfil de Volumen aporta, según muchos estudios de ingeniería, hasta una correlación de más de un 80 % con el volumen transado real por punto. Esto es muy significativo y sienta unas bases sobre las que centrar una operativa intradiaria de calidad.
– COMPONENTES
El formato de campana de Gauss para representar el perfil de volumen, así como sus propiedades fundamentales, nos permite conocer y entender sus componentes. Son los siguientes:
1. Área de Valor:

En el perfil de volumen de una sesión (un día de mercado abierto en un activo) los niveles de precio con mayor negociación y concentración de órdenes van a representar siempre más concentración de volumen por ticks, por lo tanto barras más largas en el perfil de volumen frente a otras más cortas de menor negociación.
Ahora bien, por defecto el 70 % del total de las barras del histograma con mayor negociación representa el área de valor, y viene representada por los colores más vivos a diferencia del 30 % restante que no forma parte de los niveles más negociados en dicha sesión.
Esta medida de 70/30 es una medida por defecto que está relacionada con la mencionada anteriormente Campana de Gauss y sus ecuaciones.
Existen traders que emplean en su oeprativa una medida de 80/20 para fijar el área de valor de una sesión, pero como comentamos normalmente en esta academia es preferible aprovecharnos de las profecías autocumplidas con respecto a este tipo de indicadores que improvisar con sus parámetros.
2. VAH y VAL

Los límites del área de valor representan la frontera en la cual se han producido máximos injustificados (después explicaremos el concepto de la justificación, no justificación o aceptación/equilibrio y desequilibrio) y mínimos injustificados.
La línea de la frontera superior se conoce como VAH (Value Area High) o en castellano “zona alta del área de valor”, de la misma forma la frontera inferior o VAL (Value Area High) es la llamada “zona baja del área de valor”.
Más tarde comentaremos la importancia que tienen estos niveles de cara a la estructura de una operativa.
3. POC, el punto de control

El VPOC o POC (Point of Control) es el nivel de precio con mayor negociación de esa sesión, es decir, el punto con mayor flujo de órdenes y cuya huella en la cotización va a ser la más notable y relevante de cara a las sesiones futuras.
4. Nodos ( LVN y HVN ) y valles (Gaps)

El perfil de volumen nunca tiende a ser una campana de Gauss perfecta, está normalmente dividido en nodos. Algunos más grandes, otros más pequeños. Los nodos se forman cuando el precio consolida y lateraliza en un rango de precios, por tanto a mayor consolidación mayor tenderá a ser el nodo ( HVN o High Volume Node) y viceversa para las consolidaciones menores ( LVN o Low Volume Node).
En ocasiones, observaremos cómo pequeñas consolidaciones muestran un nodo anormalmente alto y son esos momentos los cuáles, según unas variables fijadas para este tipo de operativa, deberemos prestar la máxima atención al precio tanto si estamos dentro o a punto de entrar al mercado, dado que tendremos que tomar decisiones para aprovechar una buena oportunidad de entrada, proteger o cerrar parcialmente/absolutamente una operación.

La gran mayoría de las ocasiones, los nodos estarán separados por valles o “gaps” en los que la negociación es mínima o inexixtente entre dichos niveles de mayor flujo de órdenes. Al igual que los nodos, de cara a la operativa estas zonas son claves para cierre y apertura de operaciones.
TEORÍA DE LA SUBASTA: ACEPTACIÓN, EQUILIBRIO Y DESEQUILIBRIO

La teoría de la subasta (si bien la pudiéramos llamar una ley a estas alturas) podemos usarla de base para explicar después la operativa con el perfil de volumen.
Desde la apertura al cierre de mercados, los activos se ven sometidos a los vaivenes de la subasta perpetua donde, tanto los compradores (demanda) como los vendedores (oferta), buscan precios justificados en un mercado ineficiente a la hora de introducir sus órdenes de compraventa.
Esto provoca que, cada vez que el precio se desvía mucho de su media cuando una de las dos partes se hace excesivamente fuerte, esto provoca un desequilibrio en la cotización. Un ejemplo puede ser una subida parabólica en el precio de una acción debido a la publicación de unos muy buenos resultados empresariales, o una caída en el precio del dólar estadounidense tras la publicación de unos muy malos datos de empleo en EEUU.
Después de un período de tiempo indeterminado en el que se han realizado máximos o mínimos injustificados, compradores y vendedores buscarán los niveles de equilibrio en el precio más aceptables posibles en forma de una consolidación del precio, una corrección contra el movimiento tendencial previo fruto del desequilibrio o un giro de tendencia integral.
Y así el ciclo se repite incesantemente todos los días, en todos los activos.
Pongamos el sigueinte ejemplo gráfico:

Aquí, el precio de un activo se encuentra inicialmente consolidando en un rango de precios con techos y suelos bien marcados. El entorno de máxima eficiencia o su punto de equilibrio se encuentra justo en medio, en el Punto de Control (POC), representado con la línea roja en medio del perfil de volumen de esa sesión.
Horas después de finalizar la sesión, en el segundo día el precio rompe los techos del rango y se produce una movimiento alcista que determinamos como ese desequilibrio que comentábamos previamente en el que se produce un exceso de demanda. Al concluir, el precio va recogiéndose poco a poco, corrigiendo durante un proceso de búsqueda de eficiencia o nuevo equilibrio entre oferta y demanda.

El final del proceso correctivo finaliza en un pullback a los anteriores techos, unos nuevos niveles de precio que ahora los compradores consideran como aceptables a diferencia de los mínimos que defendían antes, que se encontraban más abajo durante el anterior período de consolidación.

No es casualidad que las mechas de las velas del pullback finalicen justo al límite de la zona de valor de la sesión previa, al VAH o zona alta del área de valor. Es decir, la zona de valor de esa sesión en la que el precio se cotizaba “eficientemente” deja impresa su huella y su zona alta ahora marca un nivel de resistencia volumétrico de máxima importancia. ¿No es algo asombrosamente interesante? Es aquí donde comenzamos a entender el potencial de la operativa.
En la próxima entrega de Diario de Trader, ampliaremos más sobre el uso del Perfil de Volumen por sesión y os mostraremos una estrategia que tanto los profesores de esta academia como la gran mayoría de operadores profesionales e institucionales utilizan en su operativa diaria.
Esperamos que hayáis disfrutado de la lectura, un saludo de vuestro amigo Mike.
Miguel Sánchez Blázquez
Senior Market Analyst
Formación en Inversión

You have not selected any currencies to display